martes, 6 de diciembre de 2011

Humillación en el Jardín de Infantes.

Humillación en el jardín de Infantes

Por televisión, en el noticiero del medio día, pude observar la foto de una niña en Salta que fue fotografiada en el colectivo urbano, junto con su hermano en las mismas condiciones, con una notificación de deuda del tamaño de una hoja A4 colgada con un alfiler de su uniforme de jardín de infantes. Yo, como casi todo el mundo, practicamente perdí mi capacidad de asombro, pero ésto realmente me parece de una bajeza intolerable. Sin ser especialista en derecho, tengo entendido que toda la educación es pública, este caso de gestión privada.  Por lo tanto está sometida a la regulación del estado, que seguramente deberá alcanzar con su poder sancionatorio a los docentes responsables de tamaño atropello contra la dignidad de  dos niños.  Soy conciente que la educación privada es una elección y que por lo tanto debe abonarse su costo, pero esa no es la forma de comunicarles a los padres su retraso o incumplimiento.  Me recordó mucho a la estrella con que los nazis identificaban a los judíos.  Hoy pensaba escribir algo sobre la crisis del 2001 y el trágico legado de las políticas neoliberales, pero ver esa foto me causó tal indignación  que decidí escribir al respecto.
Espero que el estado tome cartas en este asunto y sancione duramente a las personas responsables.





No hay comentarios:

Publicar un comentario